4.7
(6)

(Imagen de portada Una columna de gas y ceniza se levantó en el volcán Taal, por lo que pobladores fueron evacuados. Foto: Captura de pantalla )

Las autoridades filipinas han comenzado a evacuar a miles de personas después de que el jueves se elevara el estado de alerta por un volcán inquieto que expulsó una columna de gas y vapor de un kilómetro de altura.

La alerta para el volcán Taal, situado a unos 70 km al sur del centro de Manila, pasó del nivel 2 al 3 en la escala de 5 niveles, lo que, según la agencia de sismología y vulcanología, significa que una «intrusión magmática» en el cráter principal «podría impulsar nuevas erupciones».

El Taal es uno de los volcanes activos más pequeños del mundo. A pesar de sus 311 metros de altura, puede ser mortal y una erupción en 1911 mató a más de 1.300 personas.

En enero del año pasado, el Taal disparó una columna de ceniza y vapor de hasta 15 km de altura hacia el cielo, lo que obligó a más de 100.000 personas a abandonar sus hogares, provocando la cancelación generalizada de vuelos y fuertes caídas de ceniza en Manila.

Las autoridades han advertido que la actual erupción podría ser más peligrosa que la del año pasado.

El agua en el cráter de Taal hirvió antes y después de su erupción, según mostró un vídeo publicado en la página de Facebook de la agencia de sismología.

El magma entró en contacto con el agua del cráter, que luego se convirtió en gas y vapor, lo que se conoce como una erupción freatomagmática.

«La freatomagmática es más peligrosa porque ya hay una interacción con el magma», dijo en rueda de prensa María Antonia Bornas, jefa de la división de monitoreo y predicción de erupciones de la agencia.

Se esperan erupciones


La agencia sismológica filipina advirtió de posibles «erupciones sucesivas» y recomendó la evacuación de la isla del volcán y de las zonas de «alto riesgo» de las localidades de Agoncillo y Laurel, situadas en el lago que rodea al volcán Taal.

«Estamos elevando la alerta porque algo está sucediendo y puede llevar a una mayor actividad», dijo Renato Solidum, jefe de la agencia, a la agencia de noticias AFP.

Un portavoz de la agencia nacional de catástrofes dijo que sus agentes locales habían convocado una reunión de urgencia con funcionarios del gobierno y servicios de emergencia. Calcula que cerca de 15.000 personas vivían en las zonas más vulnerables.

La responsable de catástrofes de Agoncillo, Junfrance De Villa, dijo a la AFP que se estaban haciendo preparativos por si era necesario evacuar a los residentes de la comunidad junto al lago.

«Algunos ya se han refugiado en casa de familiares», dijo De Villa.

La oficina nacional de catástrofes advirtió de la posibilidad de que se produzcan terremotos relacionados con la erupción.

La evacuación de Agoncillo comenzó a última hora de la tarde, según informó el gobernador de Batangas, Hermilando Mandanas, con 3.523 familias -o 14.495 personas- que debían ser trasladadas a zonas seguras.

Se enviaron camiones de volteo para ayudar y se estaban preparando cargadores y centros de evacuación, añadió.

FUENTE: AGENCIAS DE NOTICIAS

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 4.7 / 5. Recuento de votos: 6

Aun no hay votos