4.8
(33)

Un enorme evento sísmico que comenzó en mayo de 2018 y que se sintió en todo el mundo ha dado lugar oficialmente a un nuevo volcán submarino.

Frente a la costa oriental de la isla de Mayotte, un nuevo y gigantesco elemento se eleva 820 metros desde el fondo marino, una prominencia que no existía antes del terremoto que sacudió la isla en mayo de 2018.

«Se trata de la mayor erupción submarina activa jamás documentada», escriben los investigadores en su artículo.

La nueva característica, que se cree que forma parte de una estructura tectónica entre los rifts de África Oriental y Madagascar, está ayudando a los científicos a entender los procesos profundos de la Tierra sobre los que sabemos relativamente poco.

Los estruendos sísmicos del evento en curso comenzaron el 10 de mayo de 2018. Apenas unos días después, el 15 de mayo, se produjo un terremoto de magnitud 5,8 que sacudió la isla cercana. Al principio, los científicos se quedaron perplejos; pero no tardaron en averiguar que se había producido un evento volcánico como nunca antes se había visto.

Las señales apuntaban a un lugar situado a unos 50 kilómetros de la costa oriental de Mayotte, un territorio francés que forma parte del archipiélago volcánico de las Comoras, situado entre la costa oriental de África y el extremo norte de Madagascar.

Así que varias instituciones gubernamentales francesas enviaron un equipo de investigación para comprobarlo; allí, efectivamente, había una montaña submarina que no había estado allí antes.

Dirigidos por la geofísica Nathalie Feuillet, de la Universidad de París (Francia), los científicos han descrito ahora sus hallazgos en un nuevo documento.

La investigación se ha publicado en Nature Geoscience .

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 4.8 / 5. Recuento de votos: 33

Aun no hay votos