los biólogos de mamíferos marinos han declarado un «evento de mortalidad inusual» en las muertes de casi 300 focas de hielo en la costa noroeste de Alaska.

Se desconoce la causa de las muertes. La sección de pesca de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica dice que la declaración cubre las focas anilladas, barbudas y manchadas.

Los tres tipos de focas utilizan el hielo marino de diferentes maneras. Las pesquerías de la NOAA han recibido informes de 282 focas muertas en los mares de Bering y Chukchi desde el 1 de junio de 2018. Eso es casi cinco veces el número promedio de encallamientos de focas reportados.

La mayoría de las muertes han ocurrido entre junio y septiembre en ambos años. La declaración de un evento de mortalidad inusual permite que la agencia utilice más recursos para investigar las muertes.

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media / 5. Recuento de votos: