Un objeto interestelar que se rastrea mientras se dirige hacia el Sistema Solar podría ser una una sonda de una civilización lejana, ha afirmado un científico.

El intruso interestelar fue visto por primera vez el 30 de agosto por el astrónomo aficionado ucraniano Gennadiy Borisov, y desde entonces ha sido nombrado C/2019 Q4 (Borisov) en su honor. Sin embargo, aunque la mayoría de los astrónomos creen que es un cometa, el Dr. Seth Shostak, astrónomo principal del Instituto SETI, reconoció que podría haber una explicación más sensacional.

Dr. Shostak le dijo al Sun: «No podemos descartar que sea una sonda interestelar.

«Si miramos de cerca, podemos ver que tiene un exterior metálico con portillas y pequeñas caras verdes que nos miran.

«Sin embargo, apostaría que el sueldo del mes que viene es un cometa.» asevero .

Aunque -como parece probable- C/2019 tiene un origen natural, el Dr. Shostak añadió: «No tengo ninguna duda de que los extraterrestres están ahí fuera, no estaríamos haciendo nuestro trabajo si no creyera eso.

«Es incluso posible que hayan visitado la Tierra en algún momento, tal vez hace mil millones de años, tal vez 100 millones de años. Puede que nunca lo sepamos.»

Sea lo que sea, el C/2019 parece provenir de fuera del sistema solar, lo que lo convertiría en el segundo visitante en sólo dos años tras la llegada del asteroide de forma cilíndrica Oumuamua en 2017.

Cuando Oumuamua fue visto por primera vez, hubo una especulación similar sobre su naturaleza, con algunos sugiriendo que podría ser una sonda alienígena, y señalando las extrañas similitudes con Rendezvous with Rama, una novela de ciencia ficción de 1973 de Arthur C. Clarke.

El SETI examinó a Oumuamua durante su pasada de mosca hace dos años, y el Dr. Shostak sugirió: «He sugerido a nuestro equipo de SETI que le demos una mirada a este nuevo objeto con el conjunto de telescopios Allen.

«Así que tal vez lo revisemos.»

Un portavoz del Centro de Planetas Menores (MPC) de la Unión Astronómica Internacional, que dio nombre al C/2019 Q4, dijo: «Basándose en las observaciones disponibles, la solución orbital de este objeto ha convergido con los elementos hiperbólicos que se muestran a continuación, lo que indicaría un origen interestelar.

«Otras observaciones son claramente muy deseables, ya que todas las observaciones actualmente disponibles han sido obtenidas en pequeñas elongaciones solares y bajas elevaciones.

«En ausencia de un desvanecimiento o desintegración inesperada, este objeto debería ser observable durante al menos un año.»

Hablando la semana pasada, el desarrollador de software de astronomía Bill Gray dijo: «No sabemos cuán brillante va a ser.

«Eso siempre es un problema con los cometas, así que tienes esa imprevisibilidad, combinada con el hecho de que es interestelar.

«Y este es el primer cometa interestelar que hemos visto.»

Olivier Hainaut, astrónomo del Observatorio Europeo Austral, dijo a Business Insider la semana pasada: «Es tan emocionante, que básicamente estamos dejando de lado todos nuestros otros proyectos en este momento.

«La principal diferencia con’Oumuamua y este es que lo conseguimos con mucho, mucho tiempo de anticipación.

«Ahora los astrónomos están mucho más preparados.»

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media / 5. Recuento de votos: