3.4
(5)

El ciclón tropical Kyarr se debilita a lo largo de la costa sur de Omán a medida que el ciclón tropical Maha se acerca por detrás.

Las bandas exteriores del ciclón tropical Kyarr siguen azotando las partes meridionales de Omán con grandes olas y mares agitados. La buena noticia es que se está debilitando, pero los fuertes aguaceros podrían provocar inundaciones a medida que el sistema se dirige hacia el Cuerno de África.

Kyarr se encuentra actualmente a unos 300 kilómetros (186 millas) al sureste de la isla de Masirah. El sistema tiene vientos de 65km/h (40.4mph) con ráfagas cercanas a los 85km/h (52.8mph). En su punto álgido, esos vientos se acercaban a los 250 km/h, lo que equivale a un huracán atlántico de categoría 4.

Es la tormenta más fuerte en la región desde el ciclón tropical Gonu en 2007, que alcanzó vientos de 270 km/h (168mph) y dejó 50 personas muertas. Se espera que el ciclón tropical Kyarr mantenga su fuerza actual durante el fin de semana mientras se dirige hacia la isla de Socotra y luego hacia el Estado de Puntlandia en Somalia. Aunque se espera que el sistema pierda fuerza, las precipitaciones diarias de 50 a 100 milímetros pueden causar inundaciones.

Mientras tanto, hay otra tormenta detrás. El Departamento Meteorológico de la India ha emitido una alerta sobre el ciclón tropical Maha, que parece que va a seguir una ruta similar desde la costa occidental de la India hacia Omán.

Las advertencias están en vigor para Lakshadweep y Kerala durante los próximos dos días. Se ha aconsejado a los pescadores de la región que no se aventuren a salir al mar antes del 2 de noviembre. Maha tiene vientos sostenidos de 110km/h (68.4mph) con ráfagas que se acercan a 140km/h (87mph). Se espera que se fortalezca significativamente a medida que atraviese el Mar Arábigo.

El Centro Conjunto de Alerta de Tifones predice vientos de 175km/h (109mph) con ráfagas de 215km/h (134mph) para el próximo martes cuando el sistema se acerque a la costa sur de la costa de Omán. Esta segunda tormenta en una semana podría ser aún más perturbadora que la de Kyarr.

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 3.4 / 5. Recuento de votos: 5

Aun no hay votos