4.5
(2)

Los científicos han descubierto que el polvo de algunos de los mayores desiertos del mundo está contribuyendo al rápido derretimiento de las capas de nieve del Himalaya.

Las partículas alcanzan los picos después de viajar miles de kilómetros desde el desierto de Thar en la India, las llanuras de Arabia Saudita y el desierto del Sahara.

Panorámica del Everest. Shutterstock

Después de ser transportadas alrededor del mundo en vastas corrientes de aire, las partículas se asientan en la cadena montañosa asiática y oscurecen la nieve, que de otra manera sería prístina.

Esto amortigua el fenómeno conocido como «efecto albedo», en el que las superficies de color claro reflejan más calor, ayudando a mantener las zonas frescas.

Como resultado del polvo, la nieve más oscura absorbe más calor y por lo tanto se derrite más rápidamente. Se cree que esto podría explicar el rápido derretimiento de la nieve en el Himalaya.

Un equipo internacional de investigadores financiado por la NASA recorrió algunas de las imágenes satelitales más detalladas jamás tomadas del Himalaya y registró los niveles de diminutas partículas de aerosol atmosférico, la elevación y la cantidad de polvo presente en la nieve.

Reveló que la cantidad de polvo que se estaba soplando sobre los casquetes de nieve estaba interfiriendo con el efecto «albedo».

Este es un simple fenómeno físico en el que los colores de la luz reflejan mucha energía de la luz solar, evitando el calentamiento.

Pero las partículas de polvo oscuro hacen lo contrario y absorben más energía térmica y reflejan menos, causando calentamiento.

El polvo del desierto se produce de forma natural, pero su prevalencia en el Himalaya ha sido influenciada por las actividades humanas, creen los investigadores.

Las partículas de polvo alcanzan los picos del Himalaya después de viajar miles de millas desde el desierto indio de Thar, las llanuras de Arabia Saudita y el Sahara (en la foto)

Por ejemplo, el aumento de las temperaturas causado por el cambio climático ha alterado la circulación atmosférica, potenciando los vientos que transportan el polvo a miles de kilómetros en «capas de aerosol».

La agricultura intensiva y el aumento del desarrollo también han reducido la vegetación, causando la creación de más polvo del que de otro modo quedaría atrapado en la tierra.

La mayor presencia de polvo en las cimas de las montañas es uno de los principales contribuyentes a la tasa sin precedentes de pérdida de nieve en el Himalaya, dicen los investigadores.

El co-autor principal, el Dr. Chandan Sarangi, del Instituto Indio de Tecnología de Madrás, dijo: «La nieve en el oeste del Himalaya está retrocediendo rápidamente.

Necesitamos entender por qué está sucediendo esto, y necesitamos entender las implicaciones. Hemos demostrado que el polvo puede ser un gran contribuyente al acelerado deshielo de la nieve».

A medida que el clima se calienta y las líneas de nieve se elevan, se espera que el papel del polvo sea aún más pronunciado en el Himalaya, según predicen los científicos.

La cordillera del Himalaya es vasta y alberga las montañas más altas del mundo, incluyendo el Everest y el K2.

El efecto albedo en las altas elevaciones, por encima de los 4.500 metros, es crucial para la vida de millones de personas que dependen del deshielo para su agua potable.

La nieve más oscura y sucia se derrite más rápido y cambia el tiempo y la cantidad de agua dulce creada.

Esto tiene repercusiones en la agricultura y otros aspectos de la vida a gran altitud.

El estudio evaluó sólo el Himalaya occidental, pero los investigadores creen que los hallazgos pueden aplicarse a otras cadenas montañosas.

El Dr. Yun Qian, un científico atmosférico del Laboratorio Nacional del Noroeste del Pacífico del Departamento de Energía de los EE.UU., dijo: «Estas incluyen las Rocosas, Sierras y Cascadas en América del Norte y varias cadenas montañosas en Asia, como el Cáucaso y los Urales».

«Resulta que el polvo que sopla a cientos de kilómetros de partes de África y Asia y que aterriza en elevaciones muy altas tiene un amplio impacto en el ciclo de la nieve en una región que alberga una de las mayores masas de nieve y hielo de la Tierra».

El estudio se publica en Nature Climate Change.

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 4.5 / 5. Recuento de votos: 2

Aun no hay votos