3.8
(5)

(Imagen de portada Vista aérea de 2016 de la isla Itu Aba en el archipiélago de las islas Spratly, objeto de disputas en el mar de la China Meridional. (© Johnson Lai/AP Images)

Las tensiones en el Mar de China Meridional han aumentado hasta niveles sin precedentes. La amenaza de guerra de Pekín se produjo después de que Taiwán informara de una «gran incursión» de aviones de guerra chinos el domingo por segundo día consecutivo.

China afirmó que sus fuerzas militares estaban actuando en respuesta a la provocación y a la interferencia extranjera.

Un portavoz del Departamento de Defensa australiano declaró: «Los buques y aeronaves australianos seguirán ejerciendo los derechos de libertad de navegación y sobrevuelo que les otorga el derecho internacional, incluso en el Mar de China Meridional, y apoyamos que otros hagan lo mismo».

«En cuanto a Taiwán, somos conscientes de la situación y seguimos vigilando la evolución de los acontecimientos».

China ha reclamado como suya una gran parte del Mar de China Meridional, lo que ha desencadenado disputas territoriales.

Pekín también reclama la propiedad de Taiwán en virtud de su política de «una sola China», que exige que sólo haya un Estado soberano bajo el nombre de China.

El portavoz del Ministerio de Defensa chino, Wu Qian, declaró en una rueda de prensa que Taiwán es una parte inseparable de China.

Dijo: «Las actividades militares llevadas a cabo por el Ejército Popular de Liberación chino en el Estrecho de Taiwán son acciones necesarias para hacer frente a la actual situación de seguridad en el Estrecho de Taiwán y para salvaguardar la soberanía y la seguridad nacionales».

Esta foto sin fecha tomada en abril de 2018 muestra al único portaaviones operativo de China, el Liaoning (frente), navegando con otros buques durante un simulacro en el mar. – Una flotilla de buques navales chinos realizó un «simulacro de combate en vivo» en el Mar de China Oriental, informaron los medios estatales a principios del 23 de abril de 2018, la última demostración de fuerza de la floreciente armada de Pekín en aguas disputadas que han irritado a los vecinos. (Foto de – / AFP) / China OUT (El crédito de la foto debe decir -/AFP vía Getty Images)

El Sr. Wu añadió: «Son una respuesta solemne a la injerencia externa y a las provocaciones de las fuerzas «independentistas de Taiwán».»

El portavoz también afirmó que un «puñado» de personas en Taiwán buscaba la independencia de China.

Y continuó: «Advertimos a esos elementos de la ‘independencia de Taiwán’: los que juegan con fuego se quemarán, y la ‘independencia de Taiwán’ significa guerra».

Los comentarios de Australia se produjeron en respuesta a las preguntas sobre la llegada de un portaaviones estadounidense al Mar de China Meridional.

Las incursiones de aviones de guerra chinos sobre Taiwán coincidieron con la entrada de un grupo de combate de portaaviones estadounidense en el Mar de China Meridional para promover la «libertad de los mares».

También se preguntó a Australia si la nueva administración de Biden había solicitado ejercicios conjuntos en las aguas en disputa.

El Gobierno se ha mantenido en la posición de no comentar los detalles específicos de las operaciones de las Fuerzas de Defensa australianas.

La ministra de Defensa australiana, Linda Reynolds, habló el miércoles con su homólogo estadounidense, Lloyd Austin.

Reynolds afirmó que Australia y Estados Unidos «seguirán trabajando codo con codo con sus aliados y socios para mantener una región segura, próspera, inclusiva y basada en normas».

En una declaración del Pentágono, el Secretario de Defensa estadounidense «subrayó la importancia de mantener un Indo-Pacífico libre y abierto, basado en el derecho y las normas internacionales existentes en una región libre de comportamientos malignos».

Las tensiones entre Australia y China han aumentado en los últimos meses por las aguas en disputa.

El mes pasado, Greg Moriarty, jefe del Departamento de Defensa de Australia, afirmó que Pekín había actuado de forma «perturbadora» y complicado la seguridad de Australia en el Mar de China Meridional.

Moriarty también afirmó que varios países del Indo-Pacífico estaban preocupados por el futuro de la paz y la estabilidad en las aguas.

El Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, juró su cargo en la Casa Blanca la semana pasada.

Durante su primera semana completa en el cargo, Biden ha llamado a varios líderes mundiales y se espera que se ponga en contacto con el Primer Ministro australiano, Scott Morrison.

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 3.8 / 5. Recuento de votos: 5

Aun no hay votos