4.8
(4)

El lunes, un grupo poco organizado de tormentas eléctricas en el Pacífico occidental formó una depresión tropical con vientos de 30 mph. Cuarenta y ocho horas después, la depresión se había transformado radicalmente en un tifón de primera categoría, con vientos que alcanzaban las 160 mph.

El súper tifón Chanthu, a unas 280 millas al este de Manila, se une a un grupo de élite de algunas de las tormentas de más rápida intensificación jamás observadas. Se espera que sean cada vez más frecuentes debido al cambio climático provocado por el hombre.

La tormenta supone una amenaza para la parte norte de Luzón, la principal isla de Filipinas, y el sureste de China como una tormenta algo más débil a medida que avanza hacia el oeste y el noroeste a una velocidad de entre 10 y 15 mph.

Sólo cinco tormentas anteriores de las que se tiene constancia han pasado de ser una depresión a una tormenta equivalente a la categoría 5 en 48 horas, tuiteó Sam Lillo, investigador de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica: Elida (2002), Ernie (2017), Willa (2018), Hagibis (2019) y Goni

Comenta con Facebook

¿Te ha gustado esta noticia?

Pulsa en la estrella para valorar de (0) a (5)

Puntuación media 4.8 / 5. Recuento de votos: 4

Aun no hay votos